María, modelo de santidad para la mujer contemporánea

Fecha: 6 de marzo de 2024

El 8 de marzo se conmemora el Día Internacional de la Mujer, una fecha que, lamentablemente, ha desdibujado el concepto del género femenino. Esta celebración, revestida de discursos sociales que carecen de fundamentos sólidos, en lugar de destacar las habilidades y virtudes propias de las mujeres, busca equipararlas con los hombres, sin considerar lo mucho que aportan a la sociedad cuando desempeñan su rol de manera adecuada y con un sentido cristiano. 

En contraposición a la imagen de mujer que nos ofrece el mundo, encontramos el mejor ejemplo a seguir: la Santísima Virgen María. Ella, además de ser un auténtico modelo de feminidad, nos enseña que la verdadera grandeza no consiste en la fama, ni en el reconocimiento, sino en la humildad y en la disposición que tengamos para amar y servir a Dios, y al prójimo.

Además de ser la Madre de Dios, y la más santa de todas las mujeres, María fue la primera discípula de Jesús, acogiendo en perfecta obediencia el plan de divino, aún en los momentos difíciles, siendo el más doloroso la Pasión y Muerte de su amado Hijo. De esta manera, y con una fe inquebrantable, María trazó el camino que todos sus hijos debemos seguir.

Que este año el Día de la Mujer sea una oportunidad para expresarle nuestra gratitud a la Santísima Virgen por sus enseñanzas. Que inspirados en el ejemplo de humildad, fortaleza y amor de Nuestra Madre, podamos dar testimonio de la esencia del Evangelio de Cristo, poniendo en práctica las virtudes que ella cultivó en su Inmaculado Corazón.